22 de septiembre de 2013

Entretiempo

El entretiempo...
Ese tiempo que.. ni frío ni calor..o los dos..

El entretiempo.. ese tiempo en el que basta con echar un vistazo a la gente por calle para saber si se han levantado muy temprano por la mañana o se han levantado tarde. Los primeros llevarán botas, medias, zapatos cerrados, ropa de manga larga, incluso de abrigo.. los segundos irán todavía con sandalias, con ropa fresca, de manga corta.. Son los contrastes del entretiempo.. ese tiempo que no sabes "de que va"...

Ese tiempo en el que estás conociendo a alguien, en el que ni es serio ni sabes si pasajero, ese tiempo también llamado de tonteo.. o que quizás llegue a algo más... ese entretiempo.. en el que no sabes "de que va".., ese tiempo que no se aclara..

Ese tiempo en la sala de espera del médico.. ese tiempo que no sabes si quieres que vaya deprisa, entrar y que te diga ya si te pasa algo, o que vaya lento y seguir leyendo una revista  ajeno a lo que podría pasar..

El entretiempo, ese tiempo que ni frío ni calor, o los dos, ese tiempo que no sabes "de que va"... ese tiempo que no se aclara... es como el tiempo de espera...

18 de septiembre de 2013

Hablemos de este libro... "Tu corazón en un cofre"

Estaba en el cumpleaños de un amigo, esa noche le dieron muchos regalos pero a mi se me fue la vista a la portada de un libro como si fuese un flechazo. Venía en una cajita, se veía que era un libro de ilustraciones y su título: "Tu corazón en un cofre". No hizo falta más para llamar mi atención, soy asi.. de repente veo algo y se me enciende una luz (no sé si de alarma o de qué). Averigué un mínimo sobre el libro, era un cuento "reconstruído", una nueva versión de Blancanieves. Hablaba de corazones, de distintos corazones, de varias historias... y yo, como buena persona impulsiva que soy, fui a por él...


He aquí una curiosa colección de corazones, cada uno en su cofre..


Corazón de cristal, corazón de fuego, corazón de hielo, corazón inmortal.. muchas historias fantásticas.. pero quizás con "algo" que enseñar..


Y entre historia e historia me encontré con muchas situaciones y sensaciones contadas de una forma muy peculiar.. Por ejemplo... seguro que alguna vez has conocido a alguien para quien al principio eres una persona estupenda y maravillosa pero que de una forma extraña va cambiando de discurso radicalmente según te vas "acercando" más ... Sabías que podría tener hipermetropía en el corazón??


Quién sabe como funciona el corazón? vale... el "corazón"... pues aqui va una ayudita en forma de precauciones...


Ya sabes... ve con cuidado cuando te acerques a alguien!


"Tu corazón en un cofre"
Mercè López/ Rebecca Beltrán
Lumen

12 de septiembre de 2013

Des-palabras

Odio las palabras que empiezan por DES, por ejemplo:

- Desesperanza
- Desolación
- Desilusión
- Destrozado
- Descongelado (vale..esta no es que pinte mucho aqui, no es que me moleste...)
- Desasosiego
- Desilusión (ah esta ya la he puesto..pero es que la odiooo)
- Desmoralizado
- Desesperación
- Despistado (bueno, esta tampoco es que me moleste tanto, a veces..incluso me gusta)
- Desorientado
- Desmotivación
- Destino (esta... no sé... me gusta o me disgusta?..)

5 de septiembre de 2013

"kamikazes"



Si eres un “kamikaze” de la vida eres de esas personas que no te enteraste en que momento se repartieron las reglas del juego. Por lo tanto lo más probable es que juegues sabiendo que tienes elevadas opciones de perder. Pero te da igual.. mientras el desarrollo del juego tenga algo que vale la pena.

Seguramente lucharás hasta cuando la guerra ha terminado, obviando claramente ese razonamiento que dice que una retirada a tiempo te habría ahorrado muchas batallas inútiles.

Puede que sobrevalores ciertos momentos de felicidad, o supuesta felicidad,  y por ello estés dispuesto a aguantar un dolor innecesario, cuando quizás lo que pensabas que te hacía sentir bien ni siquiera se acercaba a la felicidad.

Pero… y cuando la felicidad es de verdad? Los kamikazes de la vida siempre van al límite, no pueden quedarse quietos, viendo como todo pasa muy deprisa como la gente camina demasiado rápido.  Asi que,  lo más seguro es que vivas intensamente el momento,  aún sabiendo que al final te puedes estrellar.

Si eres este tipo de persona.. seguramente sentirás el miedo intenso a desprenderte de algo o de alguien, a desprenderte de algo en lo que creías, de un recuerdo, de un pensamiento, de una vivencia, de un micromomento… es un miedo tan grande como otro cualquiera, pero se pasa.

Los kamikazes de la vida no calculan los finales, sólo se enganchan a los principios.